Un diagnóstico de cáncer puede ser muy desolador. Independientemente de si usted es paciente o cuidador, puede que usted se vea inmerso en lo que es reaccionar y ajustarse a diversos aspectos del cáncer. La responsabilidad de encontrar, administrar y pagar por la atención puede ser enormemente abrumadora. Puede ser difícil sentirse esperanzado, o tener algún sentido de confianza en su capacidad para hacerle frente a la situación o tomar decisiones adecuadas, si se siente insignificante e impotente y muy solo en la experiencia. Los grupos de apoyo pueden ofrecer una red de confort y estímulo, un lugar de apoyo y reconocimiento. Proporcionan un ambiente donde una persona afectada por el cáncer no tiene que explicar por lo que está pasando ya que los otros miembros del grupo lo entenderán.

¿Qué significa ser parte de un grupo de apoyo?

Los grupos de apoyo brindan la oportunidad de conocer e interactuar con otras personas que puedan entender su experiencia. Mientras que los amigos y familiares pueden sentirse incómodos, sentirse inútiles o asustados, sin saber qué decir o hacer, los miembros del grupo de apoyo, con la guía de un moderador capacitado, pueden estar allí con usted en su proceso.

Dar—y recibir—apoyo. Además de disminuir el sentido de aislamiento, los grupos de apoyo pueden ser una fuente de información valiosa. Milagrosamente los miembros encuentran que compartir recursos y habilidades para sobrellevar la situación por la que están pasando puede ser muy gratificante, ya sea para el donante o para el receptor de la misma. Los temas a menudo incluyen dónde encontrar información médica confiable, cómo comunicarse con los médicos, desafíos del tratamiento y técnicas para lidiar con los mismos.

Cada grupo de apoyo es distinto. Gran parte de la experiencia de uno en un grupo de apoyo depende de la química de quiénes lo conformen y cómo este se modere. Algo común en la mayoría de los grupos es el potencial que existe para expresar las emociones fuertes, lo cual puede ser penoso para algunas personas. También debería tomar en cuenta si usted se siente a gusto al compartir detalles íntimos en un grupo de personas y si puede o no cumplir con las pautas de asistencia que el grupo pueda tener.

El moderador del grupo está ahí para brindar ayuda. Si usted se siente solo y necesita información y apoyo emocional, un grupo podría ser una forma valiosa de conectarse con la gente para ayudarle a lidiar con su situación. Si tiene preguntas, comuníquese con el moderador para que pueda obtener la información necesaria y así tomar una decisión bien fundamentada.

¿Cuáles son algunos tipos de grupos de apoyo?

Todos los grupos de apoyo de CancerCare están dirigidos por trabajadores sociales profesionales en oncología que asesoran a las personas afectadas por el cáncer, al brindar apoyo emocional y ayuda a las personas a obtener asistencia práctica.

Grupos de apoyo en línea. En CancerCare, nuestros grupos de apoyo en línea se llevan a cabo usando un formato de tablón de mensajes protegido por contraseña (no chat en vivo) y son dirigidos por trabajadores sociales profesionales en oncología que ofrecen apoyo y orientación. Los grupos se llevan a cabo durante 15 semanas a la vez, y los miembros del grupo deben inscribirse para unirse. Después de completar el proceso de inscripción, los miembros podrán participar mediante la publicación de mensajes en los grupos las 24 horas, 7 días a la semana.

Grupos de apoyo telefónicos. Los grupos de apoyo telefónico de CancerCare permiten que otras personas de todo el país compartan inquietudes similares en sesiones semanales y programadas con una hora de duración.

Grupos de apoyo en persona. Los grupos en persona se llevan a cabo en las oficinas de CancerCare en Nueva York, Long Island, Nueva Jersey y Connecticut. ¿No vive usted en esas áreas? Podemos ayudarle a encontrar grupos de apoyo en persona en su propia comunidad.

Browse by Diagnosis

Browse by Topic

Last updated June 14, 2017

The information presented in this publication is provided for your general information only. It is not intended as medical advice and should not be relied upon as a substitute for consultations with qualified health professionals who are aware of your specific situation. We encourage you to take information and questions back to your individual health care provider as a way of creating a dialogue and partnership about your cancer and your treatment.

Back to Top