Cuidadores son individuales que proveen cuido emocional y físico a una persona con cáncer. Ser un proveedor puede ser un trabajo de tiempo completo y frecuentemente los proveedores apartan sus necesidades y sentimientos en lo que cuidan a sus seres queridos. Cuidándose es una parte muy importante de ser un proveedor de cuido. Esto puede mejorar su calidad de vida y puede ayudar que esté mejor equipado a mantener sus responsabilidades como cuidador.

Le ofrecemos algunas ideas sobre cómo lidiar con los retos que conlleva cuidar a su ser querido con cáncer:

Organice ayuda. Decida cuáles necesidades de su ser querido puede o le gustaría satisfacer y con cuáles necesita ayuda. Luego, pídale a amigos, familiares, vecinos, compañeros de trabajo o profesionales que compartan el cuidado con usted. Lo ideal sería que muchas personas quisieran ayudar. La realidad es que puede ser que encuentre sólo una o dos que estén disponibles, pero esas personas pueden hacer una diferencia. También, verifique con agencias comunitarias, instituciones religiosas o el trabajador social de su hospital para información sobre programas de cuidado voluntario y de relevo.

Manténgase informado. Infórmese sobre el diagnosis y el tratamiento de su ser querido para que tenga una idea de qué esperar. Con el permiso de su ser querido, usted quizás quiera hablar con su doctor o enfermera si tiene preguntas. Él o ella pueden recomendar recursos de aprendizaje e información de cómo obtener apoyo. Averigüe quién más en el equipo médico (por ejemplo, un trabajador social en oncología, una enfermera en oncología, un farmacéutico, etc.) está disponible para contestar sus preguntas.

Entienda sus derechos. Bajo la Ley de Licencia Médica y Familiar la mayoría de los empleadores están obligados a proveer hasta 12 semanas de licencia laboral protegida y sin pago para los familiares que necesiten tiempo libre para atender a un ser querido. Para recibir ayuda con las normas y regulaciones de seguros, comuníquese con un administrador de caso de su compañía de seguro. Muchas compañías de seguro asignarán administradores de caso para ayudarle a manejar sus inquietudes relacionadas con el seguro, clarificar beneficios y sugerir formas para obtener servicios relacionados al cuidado de la salud.

Su salud es muy importante. Asista a sus citas médicas y asegúrese que esté al día con sus medicamentos para mantenerse saludable.

Busque apoyo. Grupos de apoyo pueden ayudarle a sentirse menos solo/a. Le da un ambiente seguro y comprensivo para compartir sus sentimientos y discutir los retos y recompensas de ser un proveedor de cuidado. Miembros del grupo escuchan y comparten consejos y recursos que han aprendido en sus experiencias. CancerCare ofrece apoyo individual y de grupo a proveedores de cuidado a través de toda la nación.

Haga algo bueno por usted. Planee unos momentos para usted, aunque sea solo una caminata por el vecindario. Mímese usted mismo y recompénsese por todo el trabajo que hace.

Browse by Diagnosis

Browse by Topic

Thumbnail of the PDF version of Consejos para los proveedores de cuidado: ¿Cómo puede ayudarse usted mismo?

Download a PDF(143 KB) of this publication.

Last updated June 15, 2016

The information presented in this publication is provided for your general information only. It is not intended as medical advice and should not be relied upon as a substitute for consultations with qualified health professionals who are aware of your specific situation. We encourage you to take information and questions back to your individual health care provider as a way of creating a dialogue and partnership about your cancer and your treatment.

Back to Top